2017-03-27

Cómo ser más creativo de 9 maneras que funcionan, de Larry Kim.

Creatividad: cómo ser más creativo de 9 maneras que funcionan. 

Por Christian Delgado von Eitzen. 

Blog de ChristianDvE (Beta).

role-playing-1.jpg
Cómo ser más creativo de 9 maneras que funcionan, de Larry Kim

¿Cómo ser más creativo? La creatividad se puede potenciar y ejercitar. Diferentes estudios y autores confirman que la creatividad no es algo una cualidad innata que se tiene o no se tiene, sino que se puede desarrollar, y coincido plenamente con estas afirmaciones.


Creo, además, que innovación, pensamiento lateral y creatividad deben ir de la mano para crear lo que no existe (o lo que nadie ha pensado).

Ser creativo es hoy en día algo muy deseable para poder crear algo distinto y diferenciarse, en un mundo en el que hay pocas cosas realmente originales. Las ventajas de ser creativo son muchas.

Existen algunas técnicas efectivas que describo aquí para desarrollar, entrenar y potenciar la creatividad y son fáciles de poner en práctica (y que uso desde hace tiempo, tanto en mi vida personal como profesional).

Un punto importante para poder desarrollar la creatividad es el entorno y las circunstancias. La tensión, la presión, el miedo, el estrés y situaciones similares no ayudan a que las ideas fluyan libremente.

Las organizaciones que quieran personas creativas en sus filas, deberían intentar crear este entorno amigable de trabajo. Google, Facebook Microsoft y muchas otras lo hacen poniendo o permitiendo poner diferentes esparcimientos, mesas de billar, etc. No son tan importante de todas maneras los objetos (que se usarán o no) sino la filosofía que con ellos transmite la empresa.

Recordemos que el recurso más importante de cualquier empresa debería ser el empleado, y motivarlo y que se mantenga así no siempre es una prioridad.

De hecho, tal y como explica perfectamente Tim Brown en su charla TED, hay que tener confianza en la organización para poder “jugar” y experimentar sin miedo a los reproches de los demás. También para ser creativo.

Video: Tim Brown sobre "Creatividad y Juegos" 

Los niños tienen esa capacidad y por eso son tan creativos, pues nada más ver algo, cuestionan todo y se plantean mil y una maneras de darle otros usos, de “jugar”.

Una caja, por ejemplo, da mucho más de sí y permite hacer volar la imaginación más que un juguete concreto. Conforme crecemos, vamos perdiendo esa tendencia a descubrirlo todo o expresar ideas diferentes por miedo al qué dirán los demás.

9 maneras de potenciar y desarrollar la creatividad

Larry Kim ha recogido y sintetizado 9 maneras de entrenar y desarrollar la creatividad con unos ejercicios sencillos, algunos de los cuales en mi caso conozco y practicaba desde hace años.

Hace mucho tiempo que quería publicar este artículo con mis propias aportaciones, fruto de mi experiencia e investigaciones y ver la recopilación de Larry Kim me ha parecido más que completa, pero le añado mis aportaciones.

La mayor parte de ellos son ilógicos y parecen poco prácticos, pero, precisamente, ahí es donde se encuentra el lado creativo, en el hemisferio derecho del cerebro, a diferencia de la parte racional, matemática y lógica que reside en el hemisferio izquierdo.

1. Haz garabatos (Doodles)


Hacer dibujos sin un formato en concreto, de manera libre, (Doodles, en inglés, pero no tienen nada que ver con Google) puede ayudar a mejorar la concentración, la retentiva hasta un 29 % más y la memoria, así como a estar en el momento presente,

Los garabatos ayudan a desarrollar la creatividad y la concentración

Suni Brown, autora de The Doodle Revolution cuenta incluso que Henry Ford o Steve Jobs y otros grandes pensadores hacían garabatos para despertar la creatividad.

Aquí una charla TED de Sunni Brown muy corta:

Aquí una charla TedX de la autora más larga donde comparte varias de las ideas del libro (cuando el proyector le deja). Está en inglés, pero es muy interesante:
Sunni Brown – Tedx UT – The Doodle Revolution de Sunni Brown .

2. Apúntate a una clase de algo nuevo y que no hayas hecho nunca


La creatividad aflora cuando sales de la zona de confort y aprendes y pones en práctica cosas nuevas, que traerán nuevas ideas y ocurrencias aparejadas.

Algunas buenas ideas pueden ser estudiar un nuevo idioma (lo puedo confirmar personalmente desde que empecé con el chino) o un instrumento musical, la pintura, cerámica, la cocina o, simplemente, algo que te llame la atención.

En este vídeo de “atrévete a soñar” lo explican perfectamente:

3. Crea el ambiente adecuado para desarrollar la creatividad


Todos podemos ser creativos, pero, como he dicho antes, tenemos miedo (consciente o inconsciente) de los reproches, críticas o similares de los demás a nuestras ideas.

Es fundamental poder desarrollar la creatividad donde no solo se repriman sino que se apoyen e incluso estimulan las iniciativas que surjan, por extrañas o “locas” que puedan parecer.

Por tanto, debe ser un ambiente en el que las personas (empleados, en el caso de empresas) puedan sentirse relajados y cómodos, sin que jefes o superiores miren con mala cara o cuestionen cada idea.

Google, Facebook, etc. son empresas que valoran la creatividad y son conscientes de tener que potenciarla y por eso ofrecen todo lo posible a sus empleados para que aflore sin límites. Ya llegará el momento de analizar cada una de las aportaciones de forma más empresarial.

4. Enfoca y mira (literalmente) las cuestiones desde diferentes puntos de vista y muévete (físicamente) para estimular la creatividad


Quienes me conocen saben que cuando quiero pensar algo, paseo (y mucho) y surgen las mejores ideas.

Larry Kim también lo recomienda, e, incluso, afirma que dar paseos, moverte físicamente y mirar el problema desde diferentes puntos de vista en lugares físicos distintos puede ser muy útil.

Mover el cuerpo ha demostrado tener efectos muy positivos en el pensamiento creativo.

5. Crea y lleva contigo una libreta de ideas o bocetos


Lleva contigo siempre una pequeña libreta (o usa alguna app interesante como Microsoft OneNote, Evernote o similares) para apuntar todo eso que se te ocurre en un determinado momento y que muchas veces se olvida (incluso como nota de voz).

No tienen por qué ser grandes ideas; ni siquiera tienen que ser ideas completas. Lo principal es apuntar ese concepto y ver cómo evoluciona o qué nuevas aportaciones pueden complementarlas.

Hace años que, sin saberlo, uso esta práctica y puedo confirmar lo útil que es. Muchos de los artículos de este blog o incluso partes de proyectos profesionales han salido de una de estas anotaciones en la libreta (en mi caso, uso OneNote, que hasta permite guardar anotaciones como dibujos, además de texto).

6. Piensa con las manos (ten juguetes en la mesa)


Hacer cosas con las manos ayuda a despejar la mente y que aflore la creatividad. Montar cosas con Lego, plastilina o hacer papiroflexia distrae la mente y muchas empresas animan a sus empleados a usarlas en su jornada laboral.

Personalmente, en la mesa del despacho tengo desde hace más de 10 años una gran colección de latas de caramelos (vacías) de diferentes tamaños montadas en varias columnas, además de otros elementos.

7. Escribe relatos cortos de ficción (Flash fiction)


Redacta textos cortos de ficción de 100 palabras para ti mismo. Si quieres, puedes compartirlos, pero no es necesario.

Dejar volar la imaginación con estos microrrelatos de ficción en torno a algún tema concreto ayuda a potenciar la creatividad.

Existen incluso comunidades en Internet, pero, como digo, no es necesario que nadie más que tú lo lea para estimular la creatividad.

En mi caso, con el blog, me llega…

8. Haz y practica el ejercicio de los 30 círculos


Este ejercicio fue ideado por el investigador Bob McKim y Tim Brown lo explica y pone en práctica en el vídeo que he comentado al principio del artículo.

La idea es dibujar en un papel 30 círculos y luego, en un minuto, intentar transformar tantos como puedas en algún objeto, por ejemplo una señal de dirección prohibida (añadiendo una raya horizontal), una cara sonriente (con dos círculos a modo de ojos y un semicírculo para la boca), un globo terráqueo (dibujando el contorno de Europa, por ejemplo, etc.).

Parece sencillo pero no lo es. De hecho, es complicado las primeras veces, pero cuanto más se practica, más fácil resulta completar los 30.

Es importante no guiarse solo por la memoria. Recordemos que es para potenciar la creatividad, no la memoria

9. Juega a intercambiar papeles (Roleplaying) para desarrollar la creatividad y el pensamiento lateral


Hacer un intercambio de papeles y ponerse en el puesto de otro es una táctica muy buena para desarrollar nuevas soluciones y ver las cosas desde el punto de vista de otra persona, por ejemplo, un cliente o consumidor.

No hay que dar nada por hecho o por supuesto. Ponte en los zapatos del otro y piensa qué puedes hacer para mejorar su experiencia.

Incluso aunque te hayas metido en la mente de un cliente, una simulación de intercambio de papeles de verdad con compañeros de trabajo puede crear ideas creativas, así como dar soluciones a problemas existentes.

Personalmente, es una técnica que uso muchísimo desde hace años.

Como se puede ver, son ejercicios muy sencillos pero que bien usados potencian y desarrollan algo tan valioso como la creatividad.


Por Christian Delgado von Eitzen
Publicado 19/03/2017


Christian Delgado von Eitzen

Teleco. Especialista en tecnología, transformación digital e Internet
IESIDE
Universidad de Vigo
Vigo y alrededores, España.
https://www.linkedin.com/in/christiandelgadovoneitzen/
https://plus.google.com/+ChristianDelgadovonEitzen/posts
https://twitter.com/christiandve
https://www.facebook.com/christiandve

Licencia:

Los contenidos de este blog se encuentran bajo una Licencia Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-CompartirIgual 3.0 Unported.

-------------------

Fuente: Blog de ChristianDvE (Beta)

Imagen: Role playing 


Del mismo autor:

Christian Delgado von Eitzen:

Artículos relacionados: