2018-08-09

El Content Curator: Infoxicación, curación de contenidos y Google.

¿Qué es un Content Curator? El perfil imprescindible de la Sociedad de la Información. 

Por Adrián Macias Alegre. 

IEBSchool. 

content-curator.jpg
El Content Curator: Infoxicación, curación de contenidos y Google
Seguro que has escuchado mucho hablar sobre Content Curation últimamente, pero ¿qué es realmente un Content Curator? Te contamos todo sobre el perfil que trata de luchar contra el fenómeno de la Infoxicación o saturación informativa.


Índice de contenidos:
  • ¿Qué es la infoxicación?
  • ¿Qué es el content curator?
  • Nuevo criterio calidad de contenidos de Google

El medio online ha multiplicado exponencialmente los inputs a los que estamos expuestos a diario y en un contexto donde la información es poder, en el panorama comunicativo se requiere cada vez con más fuerza la figura profesional del Content Curator.

Ésta figura ha pasado de ser una moda a una verdadera necesidad, ya que las empresas que sólo se miran a sí mismas y no tienen un espíritu curioso y explorador empiezan a perder su capacidad competitiva y de innovación en el mercado.

¿Qué es la infoxicación?


La infoxicación es la saturación de contenidos o sobrecarga informativa, en la que disponemos de mayor cantidad de información de la que podemos digerir. El mejor ejemplo es Internet, donde cada día se suman más y más contenidos nuevos que amplían la información a nuestro alcance.

La Sociedad de la Información es la denominación que recibe el contexto económico, político, sociológico y cultural en el que la mayoría de los seres humanos vivimos en la actualidad, caracterizado por varios fenómenos que son posibles gracias al uso intensivo y la evolución de las tecnologías de la información.

Internet se ha implantado en cada casa, hay WIFI público en plazas y parques, los dispositivos móviles son inteligentes y por todo ello la información se produce a gran escala, generándose a una velocidad jamás conocida hasta el momento. El Big Data es una realidad palpable.

La web es una autopista bidireccional en la que los contenidos digitales fluyen de productor a consumidor y viceversa cuando éstos últimos se convierten a su vez en productores.

Es además una Web 2.0 que permite a cualquier persona encontrar los recursos y contenidos necesarios para abordar cualquier proyecto que tenga como base la información. Si quieres escribir un artículo, un post, hacer un vídeo o realizar una presentación para un webinar, encontrarás las piezas de contenidos necesarias y podrás así beneficiarte del Crowdsourcing o Inteligencia Colectiva, lo cual se alimenta de la tendencia a compartir información que caracteriza a la gran mayoría de los usuarios de la Web.

En este contexto han surgido profesiones que se basan en la monetización del uso de los medios sociales surgidos en la web 2.0. El Community Manager por ejemplo, ha convertido en profesión el uso dirigido y estratégico de las redes sociales. En este sentido, la Content Curation aparece como una forma racionalizada de buscar y filtrar información, de caracterizarla posteriormente y volverla a difundir provista de ese valor añadido.

Las empresas pueden beneficiarse de su aplicación para centralizar la atención de su público objetivo en determinadas cuestiones y temáticas estratégicas y además resulta un medio muy eficaz e interesante de contrarrestar la infoxicación y dispersión informativa imperante en la red.

¿Qué es el content curator?


La figura profesional del Content Curator es de aparición reciente. Aún no es muy conocida por el tejido empresarial y muchas veces su trabajo lo realiza el Community Manager, que tiene actualmente mayor penetración.

Una parte del debate plantea la disyuntiva entre si el Content Curator se trata de una figura profesional totalmente original acuñada en plena web social, o si se trata de un conjunto de funciones que ya venían ejerciendo determinados profesionales como periodistas, marketeros y gestores de la información y que ha cobrado relevancia con la evolución de la web en la Sociedad de la Información.

Las tres profesiones mencionadas aportan al Content Curator sus características esenciales como profesional.

Las Ciencias de la Comunicación, que incluye el Periodismo, aportan habilidades de redacción y de búsqueda de información verificada; el marketing confiere el carácter de servicio a los intereses del engagement de un proyecto, empresa o marca (identificación de clientes con la marca), lo cual es muy relevante para rentabilizar la Content Curation como una estrategia dentro de la campaña de ventas.

Finalmente, la gestión de la información, principalmente encabezada por Bibliotecarios y Documentalistas, aporta una adaptación de las capacidades de búsqueda y filtrado de información atendiendo a los intereses de un colectivo determinado como de hecho ya lo hacen en sus lugares de trabajo (Bibliotecas y Centros de Documentación).

En España, la profesión de Content Curator se encuentra en estado incipiente y surge de algunos de los sectores profesionales ya mencionados. Uniendo a sus habilidades nativas un manejo habitual de los medios sociales y aprendiendo la especificidad referente a la temática de curation y las habilidades de las que carecían en un principio tendiendo hacia la hibridación.

Me gustaría insistir en el carácter sistemático de la Content Curation y en las herramientas que podemos utilizar para realizarla. Guallar y Leiva-Aguilera, dos reconocidos especialistas, en su libro El Content Curator. Guía básica para el nuevo profesional de Internet  (2013) definen la Content Curation como el sistema llevado a cabo de forma individual o para una organización por un especialista denominado Content Curator.

El sistema se desarrolla conforme a una serie de fases consistentes en búsqueda, selección, caracterización y difusión continua del contenido más relevante procedente de diversas fuentes de información presentes en la web sobre un tema o conjunto de temas para una audiencia determinada, a través de canales web de diverso tipo, ofreciendo un valor añadido y dando lugar a que se produzca una vinculación (engagement) de los usuarios/audiencia con la organización en base a la selección de información que caracterizan y difunden.

Por tanto, Content Curation permite plantear una estrategia sistemática de marketing estructurada conforme a unas fases que determinan el cumplimiento de los objetivos, la difusión del contenido curado y la evaluación del rendimiento de una campaña de marketing de contenidos, lo cual marca la diferencia con respecto al hecho de navegar simplemente por la red y permite monetizar de forma transparente el hábito de lectura de contenidos digitales que la gran mayoría de personas consume en la actualidad.

A ello se une la ventaja de que las herramientas que se suelen emplear para realizar dicha curación no difieren de las que se suelen emplear en las interacciones sociales, como por ejemplo Twitter, Facebook, Pinterest, el Blog en general, etc. Quizá lo que ocurre al emplearlas en este cometido es que el uso que se realiza con ellas tendrá que adaptarse a las necesidades de la profesión.

Podemos decir por todo lo anterior, que el Content Curator es un profesional necesario para ayudar a las empresas a clarificar su presencia en la web, en un momento en el que las personas navegan por ella buscando contenidos nuevos y originales.

El “boca a boca” es una opción que sigue funcionando, aunque incluso las grandes empresas que no necesitan la visibilidad online para sobrevivir, están valorando tener presencia en la web, no sólo interactuando a través de los medios sociales sino ofreciendo contenidos que contribuyan a crear corrientes de opinión y que en definitiva consigan una vinculación más estrecha del lector con su marca, empresa o entidad.

El Content Curator como especialista en adaptación de los contenidos mediante la redacción especializada, resultará clave en esta nueva tendencia del marketing basada en la filtración especializada y la redefinición de contenidos digitales.

Nuevo criterio de Google para la calidad de contenidos


En los últimos días Google actualizó las directrices de clasificación de calidad, donde se incluye fundamentalmente las bases para denominar que una página de “baja calidad”. Estas directrices permiten evaluar manualmente el rendimiento de los algoritmos de Google.

Estos son algunos de los indicadores que utilizar el motor de búsqueda para calificar con baja calidad unos contenidos en una determinada página o blog, será labor del content curator está al día para no ver si página afectada por estos cambios:

  • Un nivel inadecuado de Experiencia, Autoridad y Confiabilidad (Expertise, Authoritativeness y Trustworthiness, siglas E-A-T).
  • La calidad del contenido principal es baja.
  • El volumen bajo del contenido, dependiendo del propósito final de la página.
  • Los títulos exagerados, demasiado provocadores o sensacionalistas.
  • Que el anuncio o el banner distraiga del contenido principal.
  • La inexistencia de información del autor.
  • La inadecuada documentación o citación de fuentes eternas.
  • Las palabras resaltadas en sin criterio.

Al estar la profesión en estado incipiente, es difícil encontrar programas que desarrollen específicamente las habilidades del Content Curator. Es por ello, que desde IEBS lanzamos un Postgrado en Inbound Marketing & Branded Content, donde podrás aprender las mejores prácticas a la hora de buscar, filtrar y añadir valor a contenidos relevantes para una estrategia de marketing.

Si prefieres comenzar con un programa más breve te recomendamos el curso de Content Curation: gestión y creación de valor de los contenidos web ¡Prepárate para esta nueva tendencia del mundo online!

Por Adrián Macias Alegre
01 Ago 2018

Adrián Macias Alegre

Auxiliar administrativo en Universidad de Sevilla
Sevilla y alrededores, España
https://www.linkedin.com/in/adrianmaciasalegre/
https://twitter.com/amaciasalegre
https://twitter.com/Dokumentalistas

Licencia:

Creative Commons. Attribution-NonCommercial-ShareAlike 3.0 Unported (CC BY-NC-SA 3.0)

---------------------------

Fuente: IEBSchool

Imagen: Content curator

Del mismo autor:

Adrian Macias Alegre:

Artículos relacionados: